INSTALANDO JUNTAS REFORZADAS ABRIL 1995

INSTALANDO JUNTAS REFORZADAS ABRIL 1995 000 copia

¿Ha notado que una vez que el carpintero aprende a hacer las apretadas juntas de colas de milano, comienzan a aparecer en todas partes? Y una vez que se dominan las juntas de mortaja y espiga, se multiplican como conejos, usualmente con pasadores y totalmente a la vista. Los carpinteros no son inmunes al síndrome de «si lo tiene, ostén­telo». Sin embargo, el profesional real le dirá cómo escoger la unión que sirva para un trabajo. Y en muchos casos, el enfoque directo no es sólo más rápido, sino el más sencillo, pero sólo es tan fuerte como el más lujoso y una solución que requiere mayor destreza.

La manera más simple de unir dos piezas de madera es cortarlas a su medida, aplicar un poco de cola a las superficies a unir y poner el conjunto en unas abrazaderas hasta que la cola se seque.

Esta entrada fue publicada en AAA INDICE GENERAL, ARTICULOS DE MECANICA POPULAR, CARPINTERIA y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.